El 26 de marzo del presente año el ministro del Medio Ambiente del Reino de Tarsonia emprendió una campaña publicitaria de sensibilización a la alimentación de los caracoles.
Estos pequeños animales se han declarado como animal oficial y son símbolo de la toponimia tarsoniana.

El caracol tarsoniano es una especie protegida en Tarsonia. Quedan menos de 50 caracoles y se producieron una cantidad incontable de decesos en los años anteriores. Su alimentación debe ser controlada y es importante que no se le de nada que profane su alimentación.

En la mañana del mismo día, el rey Pedro I y el príncipe consorte han colgado el primer cartel en el King Square (Trinchera, capital de Tarsonia) y se ha publicado un tweet al respecto.
<> asegura el Ministro de Medioambiente de Tarsonia.