El 6 de junio de 2022, el rey Lorenzo I de la Casa de Valle aprobó un real decreto que obliga a todas las autoridades de Turmogia a colaborar activamente «para combatir la integración de inmigrantes ilegales, que acceden a los territorios sin documentación».

Para ello, las autoridades de Turmogia deberán estar «vigilantes e informando a las autoridades del Estado donde residan sus ciudadanos sobre cualquier tipo de actividad de inmigrantes ilegales que no tengan documentación».